Tarjetas Prepago

Las tarjetas prepago o también conocidas como tarjetas monedero, son aquellas tarjetas emitidas por entidades bancarias correspondientes o en su caso por entidades de dinero electrónico y cuya principal finalidad es la de sustituir o reemplazar a la función del dinero en efectivo.


Las tarjetas prepago las podemos recargar de manera periódica con el importe que deseemos. No obstante y en base a la principal función para lo que están diseñadas, los importes de dinero destinados a recargar las tarjetas prepago no son muy elevados

¿Qué podemos hacer con una Tarjeta Prepago?

Verdaderamente con una tarjeta prepago podemos llevar a cabo multitud de acciones del día a día de la misma manera que lo haríamos con una tarjeta de crédito o con una tarjeta de débito.

  1. Podremos llevar a cabo todos aquellos pagos en un sin fin de comercios.
  2. Podremos pagar muchos de los servicios que consumimos en nuestro día a día.
  3. Recargar con el dinero que deseemos gastas, controlando de esta manera el gasto máximo a realizar.
  4. Recargarla tantas veces como deseemos.

¿Qué tipos de tarjetas prepago existen?

Dependiendo de los usos que deseemos darle a la tarjeta prepago podemos optar por una u otra de las modalidades que tenemos disponibles en los mercados. Así tenemos;

  1. Tarjetas prepago recargables: Aquellas que nos permiten una vez consumido el saldo, o con anterioridad a que este se agote, llevar a cabo una recarga efectiva de dinero con abono al propio saldo de la tarjeta prepago.
  2. Tarjetas prepago no recargables: Son tarjetas de un sólo uso, de usar y tirar. Son tarjeta que tiene un saldo determinado y que una vez consumido el mismo no nos dan la posibilidad de recargar.

¿Tenemos que abrirnos una cuenta bancaria para disponer de una Tarjeta prepago?

Para nada, una de las mayores ventajas de las tarjetas prepago es la no necesidad de tener que abrir una cuenta bancaria para poder hacer uso de ellas.

¿Con qué edad se puede tener una tarjeta prepago?

Esta es precisamente otra de las ventajas de esta tipología de tarjetas, la edad mínima para poder hacer uso y disfrute de ellas suele ser inferior a las otras tarjetas.

La edad mínima puede variar ligeramente de unas entidades a otras, pero esta edad oscilar entorno a los 14 años de edad.

Esto hace que las tarjetas prepago se el medio perfecto para controlar el gasto diario de nuestros hijos.

¿Las tarjetas prepago tiene fecha de caducidad?

Sí, como cualquier otra tarjeta, las prepago también tienen su fecha de caducidad. Para saber sobre dicha fecha y que no te pillen desprevenidos, esta fecha de caducidad vendrá impresa sobre la propia tarjeta prepago.

Encuentra la tarjeta que buscas

Aquí se muestran los siguientes productos de tarjetas prepago